Mortal Kombat 1 | Review

Solo unas pocas franquicias logran mantener su relevancia después de tres décadas de existencia y apareciendo en cada consola que se lanza. Indudablemente, Mortal Kombat es una de ellas. Desde su debut en los años 90, esta serie causó controversia al introducir violencia en los videojuegos, algo poco común en esa época y se convirtió en un referente de los juegos de pelea. Su éxito fue inmediato y ha continuado lanzando entregas hasta el día de hoy. En los últimos años, ha atravesado una nueva etapa gracias a un reinicio con Mortal Kombat 9 a cargo de NetherRealm Studios, que revitalizó tanto la jugabilidad como la narrativa, sin abandonar la característica brutalidad que define esta franquicia.

En términos de la trama, esta entrega cumple tanto como otro reinicio de la franquicia como una continuación de su predecesora. La historia se desarrolla en un nuevo universo forjado por el Dios Liu Kang, donde los eventos familiares se desarrollan de manera única. Esto conlleva cambios significativos en el origen, personalidad y lealtades de muchos personajes, lo que demuestra un acierto por parte del estudio al inyectar frescura y otorgar mayor relevancia a personajes que anteriormente eran menos prominentes.

El sistema de control se mantiene fiel a la tradición, con los cuatro botones principales para los ataques y movimientos simples. La barra de energía se emplea para potenciar nuestras técnicas o romper un combo que nos esté dañando. Además, cada pelea nos permite utilizar el Fatal Blow, un poderoso movimiento especial que se activa cuando nuestra salud está por debajo del 30%, pero solo se puede usar una vez por combate.

Comparado con la entrega anterior, la velocidad de los combates ha aumentado un poco, lo que genera peleas más diversas y dinámicas. Pequeños ajustes estratégicos se suman al juego, como la anticipación de los Fatal Blows por parte del oponente, lo que les da la oportunidad de defenderse, lo mismo sucede con los movimientos especiales potenciados.

Aunque se ha perdido un poco de la diversidad en los estilos de lucha y la interacción con los escenarios, se ha incorporado una característica principal: los «Kameos». Además de elegir a nuestro personaje, ahora podemos seleccionar un personaje de apoyo que intervendrá en la pelea. Es importante destacar que los personajes de «kameos» no son controlados por nosotros, lo que significa que hay una plantilla de luchadores jugables y otros que son simples «cameos».

La particularidad radica en que, según el compañero que elijamos, podemos complementar a nuestro luchador de diferentes maneras. Durante los combates, podemos «invocar» a estos compañeros para que aparezcan brevemente y ejecuten sus movimientos exclusivos. Esto puede resultar beneficioso al prolongar combos que de otra manera serían imposibles o al sorprender al oponente con ataques inesperados desde una ubicación distinta, lo que rompe efectivamente su defensa.

Cada «kameo» es único y afecta incluso a nuestra cantidad máxima de puntos de vida, por lo que encontrar uno que se adapte bien a nuestro personaje principal es fundamental para alcanzar la victoria. Al principio, puede ser un desafío acostumbrarse a utilizarlos, ya que algunos de sus movimientos temporalmente nos quitan el control y pueden dejarnos vulnerables si no calculamos bien el momento adecuado. Sin embargo, con el tiempo, esta mecánica se convierte en algo que disfrutamos debido a sus numerosas posibilidades y la profundidad adicional que aporta. Facilita la ejecución de combos más largos, complejos y dañinos de lo que normalmente sería posible.

En cuanto a la jugabilidad, nos encontramos ante una de las entregas más sólidas y refinadas de la saga. Puede que no sea la más fácil de abordar, ya que la curva de aprendizaje es más pronunciada, pero sin duda destaca por ofrecer una experiencia de juego auténtica y gratificante. Prepárense para enfrentamientos emocionantes, intensos y con un ritmo excepcional.

En cuanto al elenco de personajes, el juego se lanza con 22 luchadores disponibles desde el principio, además de uno adicional, Shang Tsung, que solo está disponible como incentivo de reserva. La única desventaja es que no se ha incluido ningún guerrero completamente nuevo, ya que todos son personajes conocidos de entregas anteriores. Sin embargo, a pesar de mantener sus técnicas y movimientos característicos, han recibido ajustes y cambios que les aportan cierta frescura, lo que significa que tendremos que volver a aprender a jugar con ellos.

La sorpresa en los modos para un jugador es el modo «Invasión», cuyos contenidos se actualizarán por temporadas. El objetivo aquí es avanzar a través de una serie de tableros donde cada casilla suele corresponder a un combate. Lo interesante es que estos enfrentamientos a menudo incluyen modificadores que cambian la dinámica de las peleas, como la aparición de proyectiles sorpresa, alteraciones en la visibilidad de la pantalla o incluso ralentizaciones si entramos en zonas peligrosas, por mencionar algunos ejemplos.

Para los jugadores más nuevos, NetherRealm se ha enfocado en los tutoriales y el Modo Entrenamiento del juego. El juego ofrece una amplia variedad de lecciones, desde conceptos básicos como agarres y bloqueos hasta aspectos avanzados relacionados con la ejecución de combos. Además, el modo entrenamiento es altamente personalizable, lo que nos permite acceder a información detallada y tener un control total. Incluso el listado de movimientos proporciona datos útiles sobre cada una de nuestras técnicas y movimientos especiales. Esto hace que aprender y mejorar en el juego sea una experiencia enriquecedora.

Si lo que realmente deseamos es enfrentarnos a otros jugadores, nuevamente tenemos un Versus local, donde podemos aplicar reglas de torneo, así como algunos modos en línea. Esta área del juego ha experimentado menos cambios en comparación con Mortal Kombat 11, ya que se limita en su mayoría a combates informales, competencias de liga y el imprescindible modo Rey de la Colina, donde los jugadores rotan y el ganador de cada combate permanece en la partida hasta que es derrotado.

Desde el punto de vista gráfico, estamos ante uno de los juegos de lucha más impresionantes hasta la fecha. Es posible que el salto en comparación con Mortal Kombat 11 no sea tan grande como se esperaba, pero no se puede negar que tiene un aspecto realmente impresionante. Esto se refleja en animaciones más realistas, modelos detallados, expresiones faciales asombrosas (presta especial atención a esto en el Modo Historia) y escenarios ricamente detallados. Además, cuenta con efectos visuales complejos y elaborados que añaden un espectáculo impresionante a los combates.

En cuanto al sonido, el juego presenta una sólida banda sonora que ambienta eficazmente los combates y se destaca especialmente en el Modo Historia, añadiendo un toque cinematográfico que encaja perfectamente. Los efectos de sonido son impactantes y están en sintonía con la intensidad de un juego de lucha. Sin embargo, en lo que respecta al doblaje en español, ha generado opiniones mixtas debido a que algunas elecciones de voces no parecen adecuadas y muchas interpretaciones suenan forzadas y carentes de entusiasmo. El doblaje en inglés es notablemente superior, aunque para acceder a él es necesario cambiar el idioma de la consola al inglés, ya que no existe una opción para seleccionar el idioma de las voces.

Indudablemente, Mortal Kombat 1 es un título que seguramente satisfará a los seguidores apasionados de la franquicia. En el ámbito de la pelea, presenta enfrentamientos emocionantes, cuidadosamente diseñados y complejos que han dado origen a momentos y duelos inolvidables. Asimismo, presenta una amplia variedad de personajes, cada uno con su propio encanto.

No obstante, es intrigante notar que, a pesar de sus numerosos logros, el juego ha tropezado con errores del pasado, incluyendo la limitación de opciones en sus modos en línea, su enfoque monetario y un Modo Invasión que no ha logrado conquistar por completo a la audiencia. A pesar de estos aspectos, Mortal Kombat 1 mantiene su estatus como un juego de lucha impresionante que proporciona horas de entretenimiento, y las innovaciones en la jugabilidad, como los «kameos», se revelan como un gran punto a favor y llenos de nostalgia porque estos se basan en las versiones clasicas de muchos personajes queridos en la franquicia y otros menos conocidos de entregas menos populares. Si alguna vez te ha intrigado esta saga, no dudes en explorar lo que tiene para ofrecer.

Mortal Kombat 1 está disponible para PlayStation 5, Xbox Series X/S y PC Este Review fue realizado en PS5 y la copia del juego fue gracias a Warner Bros. Games.

Todas y cada uno de los Reviews bajo el sello de GameOverLA contiene una opinión independiente, no estamos afiliados a ninguna compañía de videojuegos, lo que nos permite brindar opiniones y cobertura de noticias menos convencionales y sin propaganda.

 

Danos tu opinión!
Salir de la versión móvil